Te habrá ocurrido si has estado en Edimburgo

EL GRIS ESTÁ DE MODA

Estas llegando a Escocia y comienzas a ver como el cielo se vuelve cada vez más gris y los campos cada vez más verdes. Tú tan feliz de llegar a un “nuevo mundo” te ilusionas con todo. Wow! que cielo más bonito, que color! es tan diferente a España, y los campos que verdes son! Y las casas son como de cuento, y también son grises a conjunto con el cielo!

Te bajas del avión siendo consciente de que vas a tener un shock nada más bajar pero da igual estas sumido bajo tu nube de alegría y felicidad, así que apenas sientes como el frío comienza a calarte los huesos y la lluvia no deja de mojarte, pero en esos momentos todo es felicidad. Esta emoción será inversamente proporcional al tiempo que pases en Edimburgo, ya que cada día (a no ser que realmente este clima te guste), verás cómo tu cuerpo empieza a cambiar y a sentir que no sabes por qué viniste a un país donde no existen las terrazas donde comerte unas buenas bravas, o donde el sol no aparece más que para darte falsas esperanzas y volver a desaparecer.

DSC_0136-min

TE CONVERTIRÁS EN UN DEVORADOR/A DE CHOCOLATE

No sufras, como te digo tu cuerpo empezará a cambiar y poco tardará en aparecer dentro de ti una fuerza superior que te obligará a comer todos los dulces, pastelitos, golosinas… que no hayas comido antes! No vas a poder resistir, el cuerpo es sabio y necesita de esas grasas para combatir el frío, así que dale lo que te pide!

PARECERÁ QUE SÓLO TU TIENES FRÍO

Cuando yo tomaba referencias de Jon Nieve para salir a la calle y ponerme “lo normal” leotardos, pantalones, camiseta interior, un jersey fino y uno gordo, además de mi equipación de guantes, bufanda, orejeras y chaquetón cual cebolla,  de repente aparecía por mi lado una chica con una faldita diminuta y camisetilla, cosa que me dejaba sin palabras pero no sólo son ellas las que intentan desafiar las leyes de la naturaleza vistiendo como si estuviésemos a 40º cuando realmente estamos a -1, también ellos lo hacen llevando camisetas de manga corta, o pantalones cortos. Pero es que aquí hasta los niños/as están hechos de otra pasta, no es raro ver a los/as niños/as con el uniforme del colegio sin llevar medias y yendo en pantalón corto. Y yo me pregunto, ¿pero esta gente no tiene frío?

Sigo fijándome en esta chica y me doy cuenta de otro detalle que me llama todavía más la atención, y es que lleva las cejas pintadas de color. Había oído que algunas chicas de países del norte no se depilaban pero jamás había oído que fuese tan popular lo de pintarse las cejas y llevar pestañas postizas algo que se convierte en un hecho muy común si te fijas un poco en las chicas de la zona.

CRUZAR LA CALLE NUNCA HABÍA SIDO TAN DIFÍCIL

Cruzar la calle se convertirá en uno de los retos de los primeros días. Para empezar los pasos de cebra no están señalizados en el suelo con lo que debes intuir que debes cruzar por donde indican los semáforos, si! Esos semáforos que cuando vas a pasar no duran apenas ni 20 segundos así que debes correr como alma que lleva el diablo para poder llegar rápidamente al otro lado de la cera. También existe la posibilidad de que mientras esperas que el semáforo cambie de color pasen siglos, así que decides que para no perder tu juventud esperando vas a cruzar la calle como un valiente, perfecto ahí va. Miro a la izquierda miro a la derecha y adelante no viene nadie, mierda!!!  Otra vez me he equivocado!! Un día de estos me atropellan!

TAMPOCO IR EN AUTOBÚS

Bien, otro reto se aproxima. Coger tu primer autobús. Ya te habían informado de que debías llevar el dinero justo para pagar al subirte a un autobús, pero nadie te había dicho que pagarías echando el dinero en una especie de hucha de hace 800 años. Así que te subes al autobús, no sabes muy bien que hacer donde dejar el dinero porque está claro que al conductor no se lo tienes que dar, así que te señala la hucha y echas el dinero. Te sorprendes aún más cuando ves que el conductor no se para ni a contar el dinero que has puesto y piensas que eso sólo lo hace porque realmente este país no se parece en nada en absoluto a España, porque estoy casi segura que si en España existiese este sistema más de uno/a echaría monedas de chocolate en la hucha a ver si colaba.

Ya tienes tu ticket de bus, una cosa menos, pero aquí no acaba todo. El autobús se pone en marcha y de pronto sientes como si te hubieses bebido 2 botellas de whisky tu sólo antes de subir, no puedes mantener el equilibrio, te agarras a todo lo que puedes, te cuesta caminar, te tambaleas, y por fin logras sentarte! Si has decidido quedarte abajo has escogido “nivel principiante” pero si has elegido subirte a la parte de arriba has escogido “nivel pro” tu aventura continuará cuando tengas que bajar las escaleras del autobús en pleno movimiento. Pero don’t worry, todo esto son situaciones por las que debemos pasar.

¿ME ESTÁS HABLANDO A MÍ?

Llegas nuevo al país con toda tu ilusión, pensando que más o menos te defiendes con el inglés. Años de academias, profesores particulares, intercambios, horas y horas de series y películas en versión original… habrán servido para algo, no? Así que te dispones a tener tu primera conversación con un escoces/a:

  • Heya!!! Oajfhndnanfjadhfufha, Edimbraaah jasdadsdlaskdmksdm, ok??

Tu cara en este momento es un poema, y comienzas a analizar la situación:

Lo primero que piensas es:

-Pero que acento tiene este hombre/mujer!!! Habla como yo cuando estoy comiendo polvorones!-Seguido de eso piensas- ha dicho heya? cómo que heya?? Pero si toda mi vida he estado estudiando que hola en inglés es hello, o como mucho hi, pero heya?? Será que me habla de otra cosa??

A todo esto el/ escoces/a te está mirando, así que intentas aparentar calma y serenidad y continuas analizando la situación y llegas hasta la siguiente palabra que crees a ver comprendido porque no has entendido ninguna otra hasta el momento.

Y piensas, – quién es ese tal Edimbrah del que me está hablando? Pero si le acabo de decir que me llamo Juan!!

 Y para terminar, te sientes orgulloso/a te haber comprendido ese último ok, que te da un aliento en estos momentos tan complicados.

Así que sólo te queda una prueba final, responder. Sacas pecho, levantas la barbilla, pones tu mejor sonrisa y dices:

-YES! (aun sin tener del todo claro que te ha preguntado). Sacando así a relucir todos tus años de academias, profesores particulares, intercambios, horas y horas de series y películas en versión original, aquí están!

EL SOL ES UN TRAIDOR

Amanece un nuevo día. Te levantas muy emocionada, porque ha salido el sol!! Venga hoy si, vayámonos de paseo, hagamos una ruta por la ciudad, aprovechemos que hoy no llueve. Te preparas para salir a la calle, y sorpresa! Ha sido todo una trampa! El sol ha salido sí.. pero no para calentar, de hecho hace más frío que cualquier otro día de lluvia! Tu cara se convierte en un poema y te da la sensación de que realmente el sol se está riendo de ti, pensando has picado eh!!

PLATO TÍPICO: HAGGIS

Puedo aceptar que en este país no sea típico, ni comerte unas buenas bravas en una terraza, ni comer paella, tampoco pan con tomate, … pero de ahí a que el único plato típico sea los Haggis, esa mezcla de pulmón, hígado y corazón de cordero u oveja, me hace pensar señores que vuestro paladar es igual de duro que vuestra resistencia al frío, con todos mis respetos a quienes le guste este plato tan intenso que según dicen es un manjar.

MONEDAS 

Muchos platos típicos no tendrán pero oye lo que son monedas y billetes no les falta. Encontramos las de 1,2,5,10,20 y 50 peniques y 1 y 2 libras. Hasta el momento podríamos decir que es similar a nuestras ya conocidas monedas de Euro, pero la realidad es otra. Estas monedas no siguen un orden creciente es decir, la moneda de 1 y 5 peniques son más pequeñas que las de 2, y las de 10 y 50 más grandes de que las de 20, así no hay quien se aclare! Pero es que además, no sólo tienes el problema de no reconocer las monedas sino que además reconocer los billetes es una misión imposible. Sino hubiese suficiente con los billetes “normales” existen tres bancos escoceses que emiten sus propios billetes, de 5, 10, 20, 50 y 100 libras con tonos muy similares, incluso el Royal Bank of Scotland emite billetes de £1 aunque esto no es algo habitual. Así que sólo para aprenderte las monedas y billetes vas a necesitar un manual! 


Si te ha gustado el post y quieres seguir de cerca las futuras publicaciones, puedes hacerlo a través de la página de Facebook, con un click en “Me gusta” en el siguiente enlace.

https://www.facebook.com/Buscando-el-Meridiano-248798308627869/?ref=hl

Deja Huella! Estas han sido algunas de las cosas que más me llamaron la atención al llegar, seguro que a ti te ha ocurrido esto o alguna otra situación similar, anímate a compartir tu anécdota!


OTROS POST RELACIONADOS: 

QUÉ NO TE PUEDES PERDER EN EDIMBURGO

dsc_1702-min

Tras varios meses en Edimburgo me he animado a hacer mi propia lista de lugares indispensables en una visita por la ciudad, claro que este post es muy subjetivo ya que cada persona tiene un tipo de gustos pero ahí van los lugares que más me cautivaron! Seguir leyendo.

HISTORIAS OSCURAS DE EDIMBURGO

DSC_0781-minCuando llegas a un lugar nuevo siempre es interesante conocer su historia y las leyendas que lo envuelven. Edimburgo es una ciudad con muchísimas historias y muchas de ellas oscuras… ¿te atreves a conocer más sobre una ciudad llena de leyendas que te pondrán los pelos de punta? Seguir leyendo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s